martes, 22 de enero de 2008

Pires, el reflexivo

Por Francisco Ortí.-

En el fútbol actual suele predominar el músculo por encima del cerebro. Más vale correr rápido para llegar al área rival cuanto antes, que pararse a pensar en el mejor camino. Robert Pires pertenece a esta especie en peligro de extinción que pasa del aforismo "corro, luego existo" para erguirse en uno de los pensadores de nuestro fútbol.

Pires no siempre perteneció a esta especie, sino que el paso de los años le ha obligado a reciclarse. En el Arsenal rindió a su mejor nivel físico, pero ha sido en el Villarreal, cuando las fuerzas comienzan a escasear por la edad, cuando ha sacado partido a su inteligencia y experiencia para marcar la pauta en el Submarino Amarillo.

Además, el centrocampista francés ha encontrado en el Villarreal el entorno ideal para desarrollar este fútbol cerebral. No tiene que trabajar en defensa porque le cubre las espaldas el músculo de Marco Senna, y tampoco tiene que correr, para eso ya tiene a Nihat y Rossi.

Y Nihat y Rossi corren sin quejarse. Los dos saben que contar con Robert Pires es un lujo para delanteros de sus características, rápidos y mortales. El francés sabe leer las defensas, ver los huecos y aprovecharlos para asistir a sus veloces compañeros.

El centrocampista galo había sido un pitado en los últimos encuentros en El Madrigal, pero ante el Valencia los convirtió en aplausos gracias a la exhibición que dio sin necesidad de correr un centímetro de más. Dio un recital de caños -Arizmendi bien lo sabe-, regateó, pasó, y marcó un auténtico golazo.

El Valencia fue la primera víctima de la semana fantástica de Robert Pires. Barcelona y Real Madrid serán sus próximos rivales y el francés ya les ha avisado: "Me sientan mejor los rivales más poderosos".

2 comentarios:

José Mª dijo...

Es un jugadorazo, y como tu analisas muy bien, el entorno le viene como anillo al dedo. Que equipo, ha conformado el Villarreal, y además descartando a un crack como Riquelme.
http://senderobetico.blogspot.com

fiebredeldomingonoche dijo...

Que buen post! A mi este Pires siempre me ha parecido un jugador inteligentísimo, lo que sucede es que la edad no perdona y el físico se va resintiendo. Esto no quiere decir que no le quede fútbol, como ya ha demostrado con sus continuos destellos, pero el solo basta para mover un equipo y para calibrar las defensas a lahora de defender. Hay pocos jugadores con esa calidad y movilidad inteligente, pase entre lineas y definición ajustada. Pocos quedan ya.

un beso